Páginas vistas en total

Jesús Manuel Rubio Fernández "poesia"

Un admirador y amigo de los palos del flamenco en http://www.facebook.com/LosPalosDelFlamenco" nos manda unas exquisitas poesias:




Conozco a un caballero con los ojos de fuego,
La piel de canela,
Y el corazón a ritmo de Bamberas.
Amante de unas Alegrrías...

Hijo de unas Serranas,
Dueño y señor del escenario...

Cuando lo ven llegar del brazo de una preciosa Colombiana.
Flamenco lo llaman madre...
Flamenco lo llaman.

Flamenco lo llaman...
Galante por su embrujo,
Cante mayor donde quiera que vaya,
Afitrión de la fiesta,
Luz de la mañana...
Flamneco lo llaman madre...
Flamenco lo llaman.


Los sueños de la guitarra

Está soñando la guitarra,
Con noches de luna llena...
Bajo la verde parra,
Con aires de peteneras, alegrías, y tarantas,
Está soñando la guitarra.
Sueña alegre que alguién le canta...
Con voz rota y desquebrajada,
Sueña la guitarra que alguién la mece y la calla,
Está soñando la guitarra.
Sueña con tiempos remotos,
De claveles rojos en las rejas de mi ventana,
Sueña que hace el camino,
Y duerme junto a las fogatas...
Está soñando la guitarra.
Sueña en el río,
Velando la madrugada,
Sueña con guapas mujeres que se perdieron al oír su llamada,
Sueña la guitarra.
Sueña con caballos jerezanos,
Que la quieren y con ella bailan,
Está soñando la guitarra,
Bajo la verde parra.
Sueña guitarra mía,
Qué yo mimaré tus sueños,
En la noche en calma.




 A un grande de la copla


En Torre del Campo nació un cantaor,
Querido, admirado, y respetado por todos,
Su voz clara y resplandeciente lo llevó a la fama,
En tiempo de guerra y hambre en España.
¡Señores, arriba las palmas!
Que les estoy hablando de "Juanito Valderrama",
Ese ser inigualable que le cantó ,
Al emigrante mejor que nadie.
España entera se emocionó,
Cuando cantaste la "Muerte del Piyayo",
O la Hija de Juan Simón.
Espejo de jóvenes y mayores,
Es tu imagen divina...
Una mujer como una rosa llevas junto a ti,
Y el  sombrero cordobés es tu divisa.
"El rey de la carretera",
Es una de tus éxitos,
Y entre viaje y viaje,
Le vas tarareando a Dolores,
Ay pena, penita, pena,
O algún fandango de Huelva.
En Moral de Calatrava,
Te dedicaron una calle,
Para tenerte siempre con ellos,
Y pedirle a Dios que te conserve durante mucho tiempo.
En el "Palacio de la Granja" Segovia,
Actuaste para el "Caudillo",
Demostrando una vez más ,
Tu gran vitalidad y poderio artístico.
La guitarra es tu amiga,
Con ella has pasado alegría y penas,
Y la quisiste mucho antes de que naciera.
Homenajes recibiste por toda España,
Con artistas de renombre que te veneran,
Y una profunda huella has dejado,
En mi alma de poeta.
Desde este pequeño rincón,
De mi Bolaños natal,
Te doy gracias maestro,
Porque sólo con el cariño de los Españoles,
Ya te ganaste el cielo.








Versos al flamenco


El flamenco es...
Fuerza, sentimiento, casta,
Una forma de vida,
El embrujo del llanto de una guitarra.
El flamenco es,
Una "Saeta" entonada por cirios,
Jerez que es su patría,
Huelva que es su bandera,
Y Sevilla con su giralda.
El flamenco es,
La elegancía de un mantón,
El hechizo de unos "tangos",
Un corazón palpitando por "colombianas".
Es un barco de vela,
Que huele a brisa y a puerto.
El flamenco es,
Un chato de vino...
Velando la amdrugada,
Es una lágrima que se escapa del alma.
Es una niña bailando "tarantos",
Mientras le acompañan por palmas,
"alegrías", "seguirillas", y "fandangos".
El flamenco es ,
Unos "caracoles " en medio de un patio,
Es el rey de los cantes,
Es mi amigo y mi hermano.
El flamenco es,
Una explosión de color,
Es una cultura que nació por la gracia de Dios.
El flamenco es ,
El fuego con el que nos calentamos,
Es fuerza, y garra...
Claveles rojos en un escenario.
Es "fosforito" y gerardo nuñez,
dandóse un abrazo.
El flamenco es ,
Un diamante blanco,
Una esmeralda y un rubí encarnado.






Una leyenda


Un grupo de hombres,
 
Me contaron un vieja leyenda,
Que brotó de la bahía de cádiz,
Allá por los años cuarenta.
Un duende llevaba en su alma,
Cuando derrochaba...
Fuerza, sentimiento, y casta,
revolucionó la forma del toque en España,
Paco de Lucia,
Creo que le llamaban.
Cruzó el mundo de punta a punta,
Con la compañía de Greco,
Y le dio a conocer el flamenco,
Amayores y a pequeños.
Los palos del cante jondo,
Se vistieron de gala,
Al quedar hechizados por la armonia,
De su mágica guitarra.
Su indomable corazón,
Quedó envuelto "entre dos aguas",
Una fuerza y pasión,
La otra sencillamente calma.
El arte de sus venas,
No conoció ninguna frontera,
Unió culturas,
Y por donde iba dejaba una profunda huella.
Es tanto el embrujo que despertó,
Que hasta el mismo Camarón,
Fue testigo de su música,
Llena de temple y amor.




ENAMORARSE DEL CANTE



Me enamoré del Pasodoble,

En una noche de Agosto,
En una noche embrujada,
En una noche de cantes,
En una noche de arte y palmas.

Me enamoré de una Malagueña,
De sus ojos ardientes,
De su piel de canela,
De su rostro de niña,
De su cuerpo de Diosa.

Me enamoré de unos Tientos,
De sus ojos brujos,
De sus finas manos,
De su piel de seda.

Me enamoré de una Zambra,
De sus labios de cereza,
De su embriagador perfuem,
De sus rotundas caderas.

Me enamoré de unas Alegrías,
Me enamoré de una bahía azul,
Mientras un poderoso taconeo,
Nos robaba los cinco sentidos.

Me enamoré de una Serrana,
Me enamoré de su sensualidad,
Me miraba,
Me miraba,
Y me hacía el amor en la soledad.

Me enamoré de alegres Colombianas,
En una playa de arenas blancas,
Me enamoré de su calidez,
Y del encanto que despertaba.

Me enamoré de una Petenera,
De su solitaria figura,
De su voz callada,
Me enamoré en un mes de Julio,
Cuando despertaba el alba.

Me enamoré de unos Fandangos,
Nacidos de una experta garganta,
Iban llenando el mundo de Gloria,
Con el cabello lleno de violetas moradas.



A LA MEMORIA DE UN MITO
(ANTONIO MOLINA)
Málaga, bajo su sol resplandeciente...
Tiene el privilegio de haberlo visto nacer,
Y la afición al cante recuerda con cariño y admiración su inolvidable apellido.

¡Oh Antonio que tristeza,
Qué tristeza tu pérdida!

¡Tu voz, poderoso instrumento...
El país emocionado aún hoy la recuerda!

Se secó la fuente del avellano,
Al conocer la tragedía.

Le dijiste adiós a España,
con la mayor de las penas.

¡Ay Antonio, que tristeza!
El matador cabizbajo desdibujó su mejor faena.

¡Ay Antonio que tristeza!
Huérfano se quedó un pobre minero,
El cristo de los faroles tan solo reza.

¡Ay Antonio, cuánta tragedía!

Se fue un mito y con él...
La Milonga...
La Zambra,
Y una olvidada Petenera.

La Estudiantina de Madrid,
Ya no comentan sus lecturas,
Ni tampoco pasean,
Se miran los unos a los otros y lamentan.

¡Ay Antonio, cuánta tragedía!
AUTOR. JESÚS MANUEL RUBIO.



POEMA A MARIFE

En Burguillos existe una leyenda…
Una leyenda que arde como el fuego,
Y deja preso y embrujado a todo el que allí llega.

Me cuentan que el arte y poderío recorren todas sus venas,
Unió culturas y encandiló a España entera entre los años cincuenta y sesenta.

Miles de artistas y compositores la veneran,
¡Marife de Triana!,
Creo que la llaman.

“Torres de Arena”,
Han caído a sus pies,
Al oír la voz inconfundible de esta gran mujer.

Eres “Emperadora de Coplas”,
Y emperadora de sueños,
Y has llevado el nombre de Andalucía a lo más alto del universo.

“La Loba”,
Que gran título para calificar lo incalificable,
Ya que Marife es usted:

¡Señora de la Canción Española!,
¡Señora del Cante!,
¡Esencia de los más exquisitos paladares!

AUTOR. JESÚS MANUEL RUBIO.

Marifé de Triana "María de la O"







ALIMENTÁNDOME DEL CANTE


Me he alimentado del cante,
De sus noches de esencia,
De la risa fresca y alegre de la guitarra,
Del tacaneo profundo de una bailaora,
Del aire puro del alba.

Me he alimentado del cante,
Del soberano quejido de aquella voz elegante,
De la chispa de un duende,
Del color ardiente que inundaba mi alma,
Me he alimentado del cante.
He paseado por el callejón del Martinete,
Soñado alguna vez en la esquina de la Soleá,
He llorado en la calle de la Buleria,
Y amado por primera vez en la plazuela de la Taranta.
Me he alimentado del cante.

Me he impregnado de sus tardes de lluvia,
De sus horas de sol,
De sus minutos inolvidables.

Me he alimentado del cante,
Me ha hecho feliz y he vuelto a ser niño.

AUTOR. JESÚS MANUEL RUBIO





Aquí os dejo cuatro malagueñas prácticamente con la misma letra , cantadas por tres Cantaores y una Cantaora:
1-Pericón de Cadíz "Prefalio y Malagueña doble del Mellizo"
2-La Niña La Puebla "serias las dos de la noche"
3-El pena (Hijo) "Malagueña del Mellizo"
4-Manolo Vargas "Eran las dos de la noche" (Malagueña del Mellizo)
Hay varios títulos de esta malagueña.: Vino mi hermano llamarme, A llamarme, Serias las dos de la noche, Eran las dos de la noche....

1 comentario: